cabezote
cabezote

Moda & Tradición Artesanal

La construcción de una relación virtuosa entre diseñadores y artesanos es un reto para Colombia. Todos debemos aportar para que este sector se fortalezca en la mejor dirección.

Valores de SillaVerde

Esta revista digital pertenece a la compañía SillaVerde en Colombia. Cuatro colores identifican las actividades y valores de la marca: Periodismo (humo) + Moda (lila) + Economía Naranja (durazno) + Sostenibilidad (verde) Contacto: info@sillaverde.co

LABOR CONSTANTE

Como consultora del Programa de Moda y Joyería de Artesanías de Colombia, Rocio Arias Hofman realiza talleres dirigidos a comunidades artesanas en sus lugares de origen y fomenta la plataforma comercial MODA VIVA.

Nuestros proyectos y propósitos

Cuando inició esta singladura de SillaVerde la idea de trabajar a favor de la sostenibilidad en la industria de la moda y de incorporar la tradición artesanal en este sector de negocios fue clave para determinar el rumbo que esperamos consolidar en 2018.

fb
La pasarela de Plataforma K 2014

Publicado 2014-03-28 00:00:00 | Por Rocio Arias Hofman

foto

La fórmula no la ha aplicado nadie más en el país. Resulta tan tentadora como ambiciosa. Y deja entrever un futuro potente para posicionar un sector de la moda en Colombia e internacionalizarla. Me refiero a la elección del beachwear –prendas para la playa y el baño- como foco de diseño en el que se concentra Plataforma K, el evento que inicia el calendario de los desfiles del año en el país.

Sobre la plataforma cuadrada e inmaculada que se instala sobre la cancha del coliseo deportivo de la Universidad del Norte en Barranquilla (capital del Atlántico) se presentan durante dos días seguidos en jornadas intensas, desde las 2.30 p.m. hasta las 10.00 p.m., las propuestas que diseñadores y marcas tienen para cubrir o descubrir los cuerpos. ¡Gracias lycra por existir, gracias señor Louis Réard por haber creado el primer bikini, gracias Brigitte Bardot por haberte descubierto de aquella manera en “Y Dios creó a la mujer”! Nada de lo que hemos visto en los primeros doce desfiles hubiera sido posible sin ninguno de los anteriores.

Eso que parece hoy tan cotidiano como un traje de baño en dos piezas propuesto por las jóvenes firmas Malai o Maaji lleva apenas existiendo desde 1960, fecha en la que el descubrimiento de la fibra sintética más famosa liberó para siempre los cuerpos –especialmente los de las mujeres- de aquella pesadilla que fueron los primeros vestidos de baño elaborados en lana (1930) que llegaban a pesar mojados casi tres kilos. Viendo a las diecinueve modelos femeninas de la agencia Informa de Medellín en acción, un frescor –y no propiamente el del aire acondicionado- recorre el espíritu. Ahí están, mujeres en contacto con su piel y la piel con el aire y el aire reteniendo esa imagen propuesta por Maaji  con su colección “Dreamsfield” de estampados que aluden a las hadas en azul rey, amarillo pastel, turquesa, rosado, marfil, negro, lila y arena. Comercial, juvenil y de piezas que permiten mezclarse entre sí para quienes la vida –sobre todo bajo el sol- es todavía puro y simple divertimento.

Le sucede algo similar a Malai, aunque eleva su grupo de edad hacia las mujeres de treinta, al concentrarse en siluetas que retoman los bustiers y halters, las espaldas cruzadas y los tirantes tan anchos como diminutos para crear variaciones a partir del bikini. Prenda omnipresente en estas dos marcas que incluyen apenas cuatro o cinco propuestas de bañadores completos a la par que algunas camisolas y vestidos largos para las salidas de baño.

Colombia y, en particular, Antioquia, es de rica trayectoria textilera pero, sobre todo, tierra de una marca que lo fue todo hace un tiempo: Leonisa. Especializada en ropa interior (lencería, magnífica palabra) esta compañía contó con la tecnología de punta desde sus orígenes como se encarga de resaltar la especialista Margarita Abello, integrante del equipo de curadores de Plataforma K, “¡había cinco máquinas de corte en el mundo para estas prendas y Leonisa tenía dos de ellas en su planta!”. Observar en detalle el trabajo de lencería permite sopesar la fortaleza que llegará a tener una colección de vestidos de baño hacia el futuro. Prendas que se deben comportar de manera incondicional con el cuerpo. Sin forrarlo, ajustarlo. Sin oprimirlo, liberarlo. Sin ruido, armar escándalo. Una ecuación emocionante, seductora, tan alegre pero difícil de resolver. Casi tanto como hacer un par de buenos zapatos, el reto de todo diseñador.

Ahí entran en juego French Vanilla y Especia, dos firmas jóvenes también que proporcionan bastantes referencias de prendas, aunque sin mayor variación en términos de siluetas, para aquel cajón que siempre huele distinto: el de la ropa interior. “Seducción a la francesa” es la frase que acompaña a French Vanilla, con un punto de venta en Cali y otro en Medellín, la compañía de dos jóvenes diseñadoras le pide todo al encaje. Quizá demasiado porque finalmente la colección habla solamente desde la delicadeza de esta textura y tiende a desvanecerse sobre la pasarela.

Especia ocupa más espacio en el armario. Se sale del cajón y cuelga sus prendas. Vestidos, chaquetillas, chales, pantalones amplios, tops y faldas que vienen de la lencería clásica –el encaje, los tonos claros o muy oscuros- cuentan que una mujer tocada con un turbante busca sofisticación en lentejuelas y brocados brillantes sin mediar juego en las horas del día.

Quizá un acierto contundente de Plataforma K es el criterio para ofrecer en el espacio de seis horas una muestra tan variada de trayectorias empresariales sólidas como de creadores de diseño tras ellas. Es como comprender y saber algo más de Colombia. Una virtud de la moda, el permitir ver a través de este lenguaje expresado a través de las prendas. Así sean diminutas como un monokini (claro, que a este Caribe esta pieza nunca llegó, parece haberse quedado apenas como fetiche de los adoradores del diseño extremo).

Por eso resulta tal revelación contemplar la colección de prendas para la playa y el baño de Touché (1986, Medellín) que añadió a su colosal experiencia en elaboración de ropa interior femenina la creación de una línea especializada en beachwear al estrenar era nueva en el año 2000. La ventaja, su refinada trayectoria en lencería. La expectativa, cómo balancear el mercado al lado de otra oferta coterránea y dominante: Onda de Mar. En su pasarela de Plataforma K, Touché probó en qué consiste entender a unas consumidoras que buscan claramente sobriedad, elegancia resuelta a través de siluetas impecables y una combinación exquisita de colores, así como la posibilidad de seducir inmensamente bajo el ala de unas pamelas extensas y muy flexibles. Con vestidos de caídas deslizadas sobre el cuerpo, cerrados con cremalleras mimetizas en color a la prenda, la directora creativa de la compañía paisa, Beatriz Helena Gutiérrez, expresa de manera renovada su concepto esencial de moda: lujo sin ostentación. Su desfile fue también una sesión de alto nivel de escritura creativa: ¿cómo se cuenta una buena historia? Touché marca los tempos narrativos de manera impecable. Abre con el dúo invencible del blanco y negro para llevarnos paulatinamente al océano de color que se vislumbra desde esta orilla en la que estamos sentados presenciando desde el amanecer de corales y nude, amarillo y piel, hasta el final del día rodeados de piñas y palmeras reales. En naranjas, dorados y verdes. Nada hawaiano. Puro y vegetal Caribe colombiano donde además el traje de baño entero sí es una prenda de contundente presencia. ¿Qué más se puede pedir de algo tan autóctono como internacional?

En 2013, Plataforma K –que había ensayado hacer alguna versión en el pasado en el famoso y tradicional club del Prado- regresó a la sede universitaria para hacer este evento de moda organizado por la Cámara de Comercio de Barranquilla y convocó a más de once mil personas. Los llenos paulatinos del escenario de pasarelas este año (la entrada es libre y aprovechada por cientos de estudiantes y jóvenes emprendedores) y la presencia de compradores internacionales en la primera fila deberán mostrar cómo está cumpliendo Plataforma K su primera década.

Camilo Alvarez, Mon&Velarde, Argemiro Sierra y Lina Cantillo compusieron con sus colecciones de prendas para el ambiente de verano una variada propuesta de alta gama. Frescura e innovación tecnológica con el paisa Camilo Álvarez a través del uso del denim en colores destinados a ser casi blancos con vestidos que resbalan como aceite sobre las mujeres y funcionalidad extrema urbana para los hombres. Para los dos creadores de Mon&Velarde la sastrería cuidada es un reto constante y sobre ella experimentan con bolsillos en diagonal sobre las chaquetas, pantalones al tobillo, corbatas que se mimetizan con el textil aplicado a las camisas.

El diseñador de Medellín Argemiro Sierra retoma su línea de las prendas holgadas y volátiles a las que añadió flecos de los años veinte en una paleta de colores tenue, tanto que resulta inocua al finalizar su presentación. Todo muy muy pastel en combinaciones que se devoraban entre sí: el amarillo al naranja, el azul al limón.

Para la diseñadora especializada en ropa masculina Lina Cantillo las colecciones siguen siendo algo muy emocionante para los hombres. Sus modelos lo presienten y logran transmitirlo en ese paso nada militar (menos mal) que permite disfrutar los sacos levas llevados a las chaquetas, los smoking combinados de crema en la chaqueta y negro en el pantalón, las orquídeas en las solapas, los sobretodos livianos que enganchan sin botones. Aunque no dejo de preguntarme dónde están en Colombia los hombres que se visten con estas prendas. En las calles, en Bogotá, es prácticamente imposible conseguir uno tan original como estos que vemos en la pasarela de Plataforma K. Quizá el Caribe emocione más de la cuenta, ya se sabe.

Gef logró algo que las marcas masivas no siempre tienen fácil: gustar, jugar y comprometer con el tono que marcan sus colecciones. Su propuesta 2014  combinó bien los tres factores. Desplegó sillas de madera lacadas en amarillo claro en el centro de la pasarela, creó un backing de grandes telones que reproducían palmeras al viento, inundó de luz el escenario y lanzó a los chicos y chicas de la agencia de Chacha Posada literalmente a la arena y al agua. Alegres y coloridos desfilaron prendas útiles, tan necesarias como sencillas. Desde blusas cortas y mini vestidos para ellas, como bermudas y camisas remangadas para ellos. Le sacaron contentura al público y eso en La Arenosa es más que una obligación. No vayan a decir que los curramberos se contienen. Aquí, en esta ciudad de las barrancas de San Nicolás crecidas a orillas del río Magdalena a partir de 1681, podrá faltar orden y mejor clase política pero nunca esa fiesta permanente que lleva la gente por dentro.

Publicado en la edición digital de Diners, viernes 28 de marzo de 2014.

 

Diciembre

13

2018

Calendario MODA EN COLOMBIA

COLOMBIAMODA (Medellín): 24 al 26 de JULIO

CALIEXPOSHOW (Cali): 28 al 30 de SEPTIEMBRE

BCAPITAL (Bogotá): 17 al 19 de OCTUBRE

BARCÚ (Bogotá): 24 al 29 de OCTUBRE

LAFS (México): 8 al 11 de NOVIEMBRE

MODA VIVA EN EXPOARTESANÍAS (Boogtá): 5 al 18 de DICIEMBRE

La Vida Animada Moda 360
La Vida Animada
chanel
Elogio de la lectura

Sección dedicada a las reseñas de libros cuyos autores tratan asuntos directamente relacionados con la industria de la moda o temas que resultan seductores abordajes a propósito de la estética, la indumentaria y su efecto social, económico, ambiental y político. Leemos con pulcritud y reseñamos obras de variados géneros. Ficción y no ficción cuentan con este espacio en SillaVerde.

La última de las mujeres elegantes -decía- fue Forzane, que inventó una nueva silueta femenina con poses que parecían de un canguro . ¿Recuerdan sus mañanas en la avenida del Bois con su inmensa sombrilla? Podía haber sido abocetada con la línea de una elipse. Después de ella ya no ha habido nadie más. En El Espejo de la Moda de Cecil Beaton (Editorial Vergara).

"Reparó en la presencia de su madre cuando esta lanzó un suspiro quejumbroso. Estaba muy erguida bajo aquel sombrero que llevaba como una bandera de su imaginaria dignidad. Julian tuvo el perverso impulso de quebrantar su entereza." En Cuentos Completos, Todo lo que asciende tiene que converger de Flannery O' Connor. (Editorial Debolsillo)

Bitácora de citas...
e-mail
Sobre nosotras

“Esta revista digital la elaboramos en Bogotá, la ciudad asentada sobre una silla verde, tal como sugiere el escritor Germán Arciniégas al referirse a las montañas orientales que la resguardan.”

ROCIO ARIAS HOFMAN es politóloga y periodista en radio, prensa, televisión y medios digitales. Nació en Madrid y vive en Colombia desde 1994.

En 2012 crea sentadaensusillaverde.com para investigar, escribir y publicar historias sobre la industria de la moda. Sus piezas periodísticas aparecen también en El Espectador, Fucisa, Diners y Vogue Latinoamérica. Participa en conversaciones, foros y actividades académicas. Jurado de los Premios Cromos de Moda 2014; Premios de Diseño Lápiz de Acero 2015, categoría Moda; Premio Festilana 2016; "Se busca diseñador Fucsia" 2016 y 2017. 

En 2017 lanza la plataforma audiovisual La Vida Animada en el canal Youtube en alianza con la firma Expor Mannequins.

Como empresaria funda la compañía SILLAVERDE SAS y la agencia Relatos a fuego lento, enfocadas en la creación de contenidos de moda con énfasis en sostenibilidad y tradición artesanal. Consultora de Artesanías de Colombia desde 2015. Dirige el ciclo de debates MODA 360 de la Cámara de Comercio de Bogotá desde 2015.

En la actualidad, cuenta con un equipo integrado por VALENTINA OSORIO, especialista en comunicaciones e innovación digital y por VERÓNICA SANTAMARÍA, estudiante de Diseño.

Trabajamos siempre en alianza con otras empresas y especialistas de la economía naranja en el desarrollo de nuevos proyectos que fortalezcan las industrias creativas.

EDITORIAL GRÁFICO

Alicia en el país de las maravillas es el punto de partida para tantas actividades creativas. Una de ellas la protagoniza el talento de Amalia Restrepo con esta serie que hemos titulado Alicia a una tinta. SillaVerde y la ilustradora colombiana, mezclamos estos fabulsos dibujos y textos escritos a propósito del vestuario y la temática heredada de Lewis Carroll.

pinzas

Amalia Restrepo 1

pinzas

Amalia Restrepo 2

pinzas

Amalia Restrepo 3

pinzas

Amalia Restrepo 4

pinzas

Amalia Restrepo 5

pinzas

Amalia Restrepo 6

pinzas

Amalia Restrepo 7